Tablets para niños ¿de adultos?

27/11/2012  |  Por: Miguel Angel Acera  |  Puedes leerlo en 4 minutos.

Una amiga me comentaba ayer que estaba pensando en comprar una tablet para  su hijo pequeño porque él no se hace con el ratón y no quiere ni ver el ordenador, sólo quiere usar los dedos. Una prueba más de que el futuro es táctil. Por cierto, si quieres saber más sobre informática y niños, seguro que te interesa el artículo “Programación para niños“. Quizás te preguntes por qué escribo sobre esto, porque en relación a la temática “para niños” hay muchas oportunidades de negocio con Android como sistema operativo.

Continuando, me dedía que había echado un vistazo a Videojet Kidspad y a Childpad, entre otras,  cuyos precios rondan los 80 – 100 euros, tienen sistema operativo Android y la pantalla es resistiva. La siguente tablet que había visto era Superpaquito (299 euros), pero unos amigos suyos le recomendaban que mejor comprase una de adulto y luego descargase aplicaciones para niños y configurase el control parental.

Indecisa entre si comprar para su hijo una tablet específica para niños o una tablet “de mayores”, me pedía alguna recomendación. ¿Cuál es la mejor compra?

Tipo de pantalla: resistiva o capacitativa

Un punto muy importante a tener en cuenta es que no haya que apretar la pantalla para activar un botón o enlace que se muestre en la pantalla, esto es frustrante hasta para adultos, hablamos de pantallas resistivas. Lo suyo es que con tocarla suavemente, sin apretar, podamos interactuar con los elementos de la pantalla, hablamos de pantallas capacitivas, que ofrecen la mejor experiencia de usuario.

¿Tablets para niños o tablets para adultos?

Hace unos días leía un artículo sobre qué tablet regalar a un niño, con cuatro opciones específicas para ellos. Cuando leí que la tablet Superpaquito costaba 300 euros me quedé impresionado, pues la tablet Google Nexus 7 (de 7 pulgadas) cuesta 199 euros y la Google Nexus 10 (de 10 pulgadas) cuesta 399 euros, y son tablets que también te valen a ti para lo que quieras. De hecho, la primera salida al mercado de los productos Google Nexus se agotó inmediatamente.

Figura 1. Productos Google Nexus.

Figura 1. Productos Google Nexus.

La principal diferencia que notarán los padres entre una tablet para niños y otra normal es la comodidad, pues en la segunda habrá que configurar el control parental y descargar aplicaciones para niños, que hay cientos o miles.

¿Ventajas y desventajas?

Una tablet normal (de adulto) tiene la ventaja de ofrecer todo el potencial de una tablet y todas las aplicaciones a tu disposición en Google Play (tablets con sistema operativo Android). Cuando el niño no use la tablet tú la puedes usarla para lo que quieras (leer libros, ver películas, jugar, leer periódicos, ver televisión online, etc.), o al revés, cuando tú quieras le dejas la tablet con limitaciones.

Así, podríamos decir que una tablet normal (para adultos) ofrece una solución escalable para el niño, puede usarla desde 3 – 4 meses para pintar con la mano, hasta que sea más mayor para hacer los deberes, con sólo instalar o usar unas aplicaciones más infantiles o para más mayores y con sólo modificar el control parental.

Algunas tablets para niños vienen con refuerzos contra golpes. Creo que si el niño está acompañado cuando juega o aprende con la tablet y se le ha enseñado a cuidarla, no habría más problemas, si no, es mejor una pelota para desahogarse, que es más barata.

En resumen

Todo dependerá de:

  • El presupuesto que se quiera destinar, tenemos soluciones desde 100 euros hasta 399 euros.
  • Si vemos que el niño tiene un momento “rebelde” y la vida de la tablet peligra, tenemos dos opciones: inclinarnos por una tablet con refuerzo o no dejarle la tablet hasta que se tranquilice.
  • En cualquier caso, la pantalla deberá ser capacitativa.
  • Si no queremos complicarnos la vida, una tablet para niños será menos complicada para los padres, pero recordemos que una tablet para adulto sirve para todos y para “siempre”, todos más felices.

Mi experiencia

Mi experiencia en este campo es de sólo tres meses, así que aún me falta mucho por aprender, sin embargo, he comenzado a utilizar en este tercer mes una aplicación llamada “Sumi-e-paint” en mi Samsung Galaxy para que ejercite los movimientos de brazos y manos, sincronización de movimientos y precisión, y para que vaya aprendiendo qué es eso de pintar y la interacción con pantallas táctiles. Es mágico ver a alguien con 3 meses pintar, aunque sea algo bastante aleatorio. Pensemos que un usuario de sólo 3 meses no puede pintar de ninguna otra forma, así que esta opción permite avanzar de forma temprana. Sólo llevo 3 sesiones y el progreso es interesante, especialmente en la capacidad de concentración a la hora de interactuar (pintar). En la figura 2 vemos el resultado de las tres primeras sesiones.

Figura 2. Resultados en "Sumi-e-Paint" con usuario de 3 meses.

Figura 2. Resultados en “Sumi-e-Paint” con usuario de 3 meses.

La verdad es que existen aplicaciones en Google Play que gozan de gran popularidad, como Kid Mode, con la que los niños pueden jugar a todas sus aplicaciones favoritas de Android, pintar en el estudio de arte y divertirse con cientos de juegos educativos, libros, y videos que se escogen de acuerdo a su edad. Todo con un control parental incluido que convierte a tu smartphone o tablet en segura.

Si tienes alguna experiencia sobre tablets y niños, no dudes en compartirla a través de los comentarios, nos encantará conocerla.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

¿Son buenas las tablets para niños?

DoorBot, privacidad y seguridad del hogar

El futuro de los smartwatches

Mi inseparable cargardor de la batería del móvil

El puntero láser con ratón inalámbrico que uso en mis presentaciones

COMENTAR
Los comentarios enviados serán publicados después de ser aprobados, por lo que no aparecerán inmediatamente.

 

Etiquetas: ··

android para niños tecnologia

27/11/2012 - Miguel Angel Acera en Google+